4 oct. 2010

CHISTE: 4 de octubre de 2010

Un escocés va a pasar por la aduana llevando un loro.
- Señor, si quiere pasar con mascotas vivas, debe pagar una tasa. Si estuviera muerto, no se le cobraría nada.
El escocés se queda dudando unos instantes. El loro abre desmesuradamente los ojos y le grita:
- ¿Qué estás pensando?... ¡Paga, por Dios, paga!

No hay comentarios:

Publicar un comentario