27 feb. 2012

Consejos ecológicos: Neveras nuevas

Al adquirir una nevera nueva escoge los modelos que no lleven clorofluorocarbonos (CFC), sustancias que dañan la capa de ozono y potencian el efecto invernadero.

Aunque desde enero de 1995 la fabricación e importación de los CFC está prohibida en la Unión Europea, algunas marcas los siguen utilizando como aislante y en sus líquidos refrigerantes.

La mayoría de fabricantes, sin embargo, lo han sustituido por sustancias menos perjudiciales para el medio ambiente.

Los frigoríficos viejos deben entregarse para su recuperación, ya que el 95% de los elementos de una nevera desechada pueden volver a utilizarse una vez reciclados.

Además es muy importante recuperar el freón, un gas utilizado como refrigerante que puede resultar nocivo si se deja escapar a la atmósfera.
 
Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

No hay comentarios:

Publicar un comentario