30 jul. 2014

Consejos ecológicos: Cuidado de la ropa - Manchas de humedad y óxido.

Las manchas pequeñas de humedad en la ropa desaparecen dejando la prenda en remojo durante dos días en una solución de agua con vinagre. El amoníaco también es efectivo contra la humedad. Puedes verter unas gotas en el agua de la colada o, si se trata de manchas profundas, empapar el tejido afectado con una solución amoniacal y luego lavar normalmente.
 
Para las fibras sintéticas y la seda tienes que mojar la zona manchada con leche, lavar luego con agua jabonosa y aclarar a fondo. Cuando las manchas de humedad o de moho aparecen en zapatos o prendas de piel puedes quitarlas cepillando bien la zona y frotando luego con agua destilada. Si con esto no basta, utiliza un líquido antiséptico de los que se emplean para enjuagar la boca.
 
También da buenos resultados si frotas con una cocción de azafrán. Contra las manchas de óxido resulta muy aconsejable cubrir la zona con sal, derramar un chorro de zumo de limón y dejar actuar durante una hora. Después frotarla y lavarla  normalmente. 

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

23 jul. 2014

Consejos ecológicos: Cuidado de la ropa - Manchas de hierba y barro.

Las manchas de hierba poco profundas desaparecen perfectamente con agua tibia y jabón. Si la suciedad persiste debes frotar con una solución amoniacal (1/4 de litro de agua templada y dos cucharadas de amoníaco) y aclarar posteriormente.
 
En prendas de lana y seda hay que tratarlas primero con alcohol previamente calentado o con vinagre y luego lavarlas normalmente. Otra alternativa eficaz contra las manchas de hierba es empaparlas con glicerina y después lavar la prenda como de costumbre.
 
Cuando se trata de manchas de barro lo mejor es dejarlas secar y lego cepillar para quitar todo lo que se pueda. La suciedad residual puede tratarla con alcohol de 90º y seguidamente enjuagar con un detergente líquido.
 
Si la mancha de barro se ha pegado en una prenda de lana, unta la mancha con yema de huevo y lograrás que salga fácilmente. Aclara el huevo con agua y si quedan restos de barro utiliza alcohol como se ha explicado antes.
 

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

16 jul. 2014

Consejos ecológicos: Cuidado de la ropa - Manchas de sangre.

No debes intentar eliminar las manchas de sangre con agua caliente. Lo más recomendable es remojar inmediatamente la prenda con agua fría y sal. Luego aplica sobre la mancha un trapo humedecido en agua oxigenada de diez volúmenes, frotándola bien y enjuagando con agua abundante.
 
Cuando la mancha esté seca cepíllala antes para luego humedecer. Si la mancha se produce sobre un colchón, una alfombra o moqueta, mezcla almidón en polvo y agua hasta formar una pasta espesa con que cubrir la zona manchada. Deja secar y luego cepilla. Repite la operación tantas veces como sea necesario hasta eliminar totalmente la mancha.
 
Si no tienes almidón en casa, puedes obtenerlo del agua de hervir las patatas o el arroz. También puedes conseguir una pasta efectiva diluyendo varias aspirinas en agua.
 

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

9 jul. 2014

Consejos ecológicos: Cuidado de la ropa - Manchas de vino y cerveza.

Si la mancha de vino tinto está todavía húmeda aplica abundante sal para que absorba todo el líquido posible. Después pon la prenda a remojar durante media hora en agua fría o en una solución de bórax (una parte de bórax por ocho de agua), lavándola después como de costumbre. 

Si se trata de manchas de vino ya resecas, aplica unas gotas de agua oxigenada, frota con un trapo limpio y finalmente repásala con una mezcla de agua y amoniaco. Ahora bien, cuando son tejidos delicados o la mancha es superficial, bastará con frotar con agua y unas todas de amoniaco para que desaparezca.
 
Para las manchas de cerveza, en cambio, utiliza una solución a partes iguales de agua y alcohol, y frota con un trapo húmedo. Si la mancha se resiste deja la prenda en remojo en vinagre blanco, aclara con agua limpia e introdúcela luego a la lavadora.
 

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

2 jul. 2014

Consejos ecológicos: Cuidado de la ropa - Manchas de grasa y aceite.

Para eliminar manchas recientes de grasa, frota primero la zona afectada con papel absorbente (crepé por ejemplo) o espolvorea sal, y luego lávala con agua caliente (si la prenda lo permite) a la que habrás añadido bórax, un eficaz disolvente de la grasa. Con una mezcla de éter y alcohol se obtienen los mismos resultados. Cuando la mancha ya ha penetrado profundamente en el tejido hay que mojar la zona con agua oxigenada, espolvorear talco encima y cepillar bien tras el secado.

Si son tejidos delicados deberás limitarte a cubrir la mancha con talco, extender sobre ésta un papel de seda y pasar la plancha tibia. La operación se repite (cambiando el papel de seda) hasta que la mancha desaparezca.

Para las prendas de lana se sustituye el talco por greda en polvo.

Contra las manchas de aceite comestible empapa la zona y aplica alcohol metílico y un chorro de vinagre flanco. A continuación lava la prenda como de costumbre. 

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes