29 may. 2011

Consejos ecológicos: El agua, un bien valioso (I)

Un grifo abierto gasta mucha más agua de lo que imaginas: entre 12 y 19 litros por minuto.
Si permanece goteando todo el día derrocha unos 50 litros, y si la cisterna no cierra correctamente esa cifra asciende a 250 litros por día.
Las sequías de los últimos años han hecho que los españoles tomemos conciencia de que el agua del grifo es un bien valioso y escaso que debe dosificarse convenientemente.
Una ducha de cinco minutos requiere 50 litros de agua, mientras que para un baño se necesita un mínimo de 150 litros.
Si dejas un grifo abierto mientras te cepillas los dientes se pierden unos 20 litros de agua; en cambio si mojas el cepillo y luego te enjuagas gastas sólo 2 litros. Lo mismo ocurre con el afeitado, durante el que es mejor utilizar el lavabo lleno en lugar de mantener el grifo abierto.
Infórmate sobre los sistemas de control de agua en el inodoro y los aireadores y reductores de presión para duchar y grifos.
Hay que tener en cuenta que el 40% del agua que se consume en el hogar se vierte por el inodoro. Cada vez que tiras de la cisterna llegan al alcantarillado unos 10 litros de agua que ha sido tratada para su potabilización. Para evitar este gasto inútil puedes instalar un regulador en la cisterna, su colocación es muy sencilla y permite comprobar la cantidad de agua que se desea evacuar.
Un truco más sencillo pero eficaz consiste en colocar en la cisterna un ladrillo o una botella llena de agua, así el volumen interior se reduce y se necesita menos agua para llenar el depósito.

Fuente: El hogar ecológico - Ed. Plaza & Janes

No hay comentarios:

Publicar un comentario